Los sapos y las ranas

Conoce más sobre los sapos y ranas, su hábitat, contextura, qué comen y cómo se reproducen.


Nombre científico: Familia Bufonidae (sapos) y Familia Ranidae (ranas)

¿Cuál es el hábitat de sapos y ranas?

Sapos y ranas son animales considerados como iguales, sin embargo desde un punto de vista evolutivo y taxonómico, no lo son, siendo agrupados en Familias diferentes. En general, tanto sapos como ranas se distribuyen de manera cosmopolita, exceptuando regiones bioclimáticas muy secas, como los desiertos o los parajes eriazos, como los respectivos círculos polares. Como todos los anfibios, requieren de la presencia de cierto grado de humedad para su óptimo desarrollo y ciclos de vida, por lo que se les encuentran asociados a cuerpos de agua, ya sean ríos, lagos, pantanos y ciénagas. Sus ciclos reproductivos dependen completamente de la presencia de agua, por lo que es necesario que esta esté presente en abundancia para su sobrevivencia.

¿Cómo son físicamente sapos y ranas?

Sapos y ranas son animales de tamaños reducidos: los más pequeños pueden llegar a tamaños menores a un meñique humano, mientras que los más grandes pueden ser de la mitad del tamaño de un gato (estados adultos). Como todos los anfibios, poseen la piel desnuda, llena de glándulas que secretan baba, la cual mantiene la piel hidratada. Cuando son adultos, poseen sus patas traseras adaptadas al desplazamiento mediante saltos, siendo fuertes y musculosas; el cuerpo es robusto, la cabeza está adosada al torso y carecen de cola en los estados maduros. Es importante señalar que en los estados juveniles, sapos y ranas son morfológicamente muy diferentes a los adultos, ya que experimentan un proceso llamado metamorfosis, propio del ciclo de vida de estos animales. Los estados juveniles, llamados renacuajos, son muy pequeños, de vida completamente acuática, colas alargadas, respiración branquial y extremidades reducidas a muñones, los cuales crecen y dan origen a las que serán las patas del adulto. La cola se reduce conforme el animal madura y abandona el agua. Sus coloraciones son variadas, siendo características aquellas de vistosos y fuertes colores, como sapos y ranas altamente venenosos.

¿Qué comen sapos y ranas?

Sapos y ranas son carnívoros, siendo sus presas más frecuentes insectos como moscas (dípteros), grillos y saltamontes (ortópteros), escarabajos (coleópteros) y abejas (himenópteros). También se ha documentado que especies de mayor tamaño son capaces de depredar peces y aves pequeños, e inclusive se ha descrito el canibalismo hacia sapos y ranas más pequeños o juveniles.

¿Cómo se reproducen los sapos y ranas?

La reproducción de estos animales es muy particular: los machos copulan con las hembras en el agua, a través de un rito de cortejo donde los machos “atrapan” a las hembras dando saltos sobre sus espaldas, abrazándolas y generando la cópula, la que termina cuando la hembra comienza a croar, fenómeno conocido como “canto de liberación”. Una vez ocurrida la cópula, la hembra libera al agua miles de huevos fecundados, los cuales eclosionan en esta liberando pequeños renacuajos, estados juveniles de sapos y ranas que no han completado su desarrollo embrionario. Mientras se encuentran en estado de renacuajo, estos serán dependientes por completo del agua. Una vez han terminado su desarrollo, pueden colonizar  zonas aledañas a los cuerpos de agua donde se desarrollaron, de los cuales no tienden a alejarse mucho, dada la dependencia de humedad permanente de los anfibios.

Generalidades

En general sapos y ranas no se encuentran como gran grupo amenazado, desde el punto de vista de su conservación ecológica, salvo algunas especies exóticas y endémicas muy particulares, como la Ranita de Darwin, cuyo hábitat (bosque valdiviano en Chile) ha enfrentado una reducción dramática producto de la acción humana. En general la reducción del hábitat, ya sea por medio del secado de cuerpos de agua dulce para la construcción y sembradío, o fenómenos globales como el calentamiento global, han disminuido las poblaciones de sapos y ranas. A pesar de esto, hay especies, como la Rana Africana, que poseen un éxito adaptativo muy alto, adecuándose muy bien a diversos hábitats, y siendo consideradas plagas importantes en América y Europa, lugares a los cuales han sido introducidas de manera intencional y/o accidental.

Tabla resumen:

Nombre común Sapos y ranas
Nombre científico Familia Bufonidae (sapos) y Familia Ranidae (ranas)
Grupo (Subfilum) Vertebrata (vertebrados)
Clase Amphibia
Ubicación geográfica Cosmopolitas, excepto zonas desérticas secas y lugares carentes de humedad o cuerpos de agua dulce (ríos, lagos, pantanos).