Paul Gauguin

El pintor francés Paul Gauguin es recordado por sus obras pintadas durante su estadía en la Polinesia francesa. Toda su existencia fue una aventura, sin ser reconocido en vida por su talento.


Un hogar revolucionario

En París, Francia, el 7 de junio de 1848 nace Eugène Henri Paul Gauguin. En su hogar las ideas liberales, antimonarquistas y feministas eran lo más importante. Se trasladan a Perú, muere su padre y  junto a su madre vivirá allá por cuatro años.

De regreso en París comenzó a estudiar, como todo joven francés, pero a los 17 años de edad decide embarcarse en la marina mercante. Pronto muere su madre, pero la suerte comienza a cambiarle. Su madre tenía un novio, Gustave Arosa, que  era un banquero, Compadecido por el joven Paul,  lo “protege” convirtiéndolo en agente de bolsa.

Matrimonio

La holgura económica

Su buena situación económica, y los contactos que lograba tener, le permitieron casarse en 1873 con Mette Sophie Gad, una hermosa mujer danesa con quien tuvo cinco hijos: Clovis, Émile, Aline, Jean-René y Paul. El matrimonio durará diez años. En la comodidad de su hogar, se convirtió en un pintor de fin de semana. Paralelamente conoció, y les compró algunas de sus pinturas, a los maestros impresionistas.

Paisaje bretana

Paisaje en Bretaña. Paul Gauguin 1887. Fuente: www.reproarte.com

Crisis y nace un pintor

En 1882 una crisis en el sistema bursátil lo lleva a la ruina. Decide entonces trasladarse a Copenhague, donde su esposa tiene apoyo familiar. Intenta ser comerciante, pero fracasa, en cambio su esposa enseñando francés mantiene a su hogar. Entonces, se dedica a pintar a tiempo completo. Nadie le compra sus obras, por lo que decide regresar a París. Su hijo Clovis lo acompaña. De Paris se traslada a Pont-Avent, donde hace amistad con Charles Laval, un pintor como él. Ambos deciden viajar a Panamá a buscar mejores horizontes. Envía a su hijo con su madre, y emprende el viaje con su amigo. Enfermo en Panamá, debió regresar a París, donde conoce al pintor Vincent Van Gogh. Juntos pretenderán cambiar al arte de la pintura, pero terminan enemistados. Gaughin, ya es un maduro hombre de casi 40 años.

Sintetismo

En 1888 Gauguin conoció a Emile Bernard, quien le propone que pinte en el llamado “sintetismo”. Esto consiste en dejar áreas planas sin matices de colores, y con los bordes remarcados.

Tahiti

Su mejor arte

En 1891, en medio de la miseria, decide jugársela una vez más por el arte. Vende su colección de pinturas impresionistas, y se traslada a vivir a Tahiti, buscando, según él, un lugar virgen, solo salvaje.

 

De donde venimos

De dónde venimos. Paul Gauguin 1897. Fuente: www.pinturasyartistas.com

En Tahiti se adapta a la vida de los isleños. Incluso forma pareja con una nativa de nombre Tehamana, con quien tendría a su último hijo: Emilie Marae. La naturaleza, personas y tradiciones tahitianas, y de las islas Marquesas, serán los motivos de su arte “sintetista”. Sus pinturas dejan de lado la perspectiva y las sombras. Solo una vez viaja a París, cerrando definitivamente la vida junto a su esposa. Expuso sus obras pero no fue bien recibido ni por el público, no por la crítica.

Muerte

Quizás recordando su antigua vida de lujos en París, quizás recordando a sus hijos, lo concreto en que se convirtió en alcohólico, y se fue paulatinamente aislando de todos. El 8 de mayo de 1903 murió en Atuona, islas Marquesas, Polinesia francesa. Tenía 54 años.