Cáncer de testículo

Te invitamos a conocer las causas, síntomas, diagnóstico y tratamiento del cáncer testicular. Un tipo de enfermedad, que ataca a personas entre los 15 y los 34, preferentemente.


El cáncer de testículo

El testículo es el encargado de la producción de semen, fluido que permite la reproducción de las especies, pues genera semen y la hormona, llamada testosterona, encargada de las características masculinas. Cuando hablamos de testículos, nos referimos a las dos glándulas que se encuentran dentro del escroto, una especie de bolsa que se encuentra bajo, el pene. Estas glándulas Se produce un cáncer en esta zona, cuando surge un tumor, o varios de ellos, en sus tejidos. El cáncer testicular del tipo no seminoma, es muy agresivo; no sucediendo así, con el de la clase, denominada: seminoma.

El pronóstico del cáncer de testículo, siempre es alentador, aunque la enfermedad, se encuentre muy avanzada, al momento de ser diagnosticada.

Síntomas del Cáncer de testículo

Dentro de los síntomas que rebelan la presencia de este tipo de cáncer, tenemos, los siguientes:

  • La zona afectada, presenta hinchazón y dolor. El dolor puede localizarse en el escroto, pero también, en la parte baja del estómago.
  • Pesadez en el escroto, que molesta al caminar y realizar actividades de la vida cotidiana.
  • Crecimiento de los senos. Esto ocurre, porque este tipo de tumor, genera la producción de gonodotropina cariótica, que es la que se desarrolla, en las mujeres, durante el embarazo.
  • Cuando ocurre en niños, estos pueden tener una pubertad adelantada. Esto significa, que pueden tener un cambio en la voz, así como el surgimiento del vello facial, antes de lo previsto, o considerado normal.
  • Dolor cerca de los pulmones y tos.
  • Dificultad para respirar.
  • Dolor de espalda y de estómago, sin una razón aparente, que provoque el malestar.
  • Dolor de cabeza y pérdida leve del sentido.
  • Estos dos últimos síntomas, aparecen cuando la enfermedad se encuentra en un estado avanzado.

Diagnóstico del cáncer

El diagnóstico de este tipo de cáncer se realiza de la siguiente forma:

  • Biopsia: Se realiza una biopsia, luego de extraer una muestra del tejido, que se observa dañado. Para ello, se ejecuta una operación, en la que se extrae un trozo del tumor.
  • Biopsia con aguja guiada: Se introduce una aguja, en el sector, donde se sospecha, se encuentra el tumor y de esta forma, se extrae la muestra epitelial, sin necesidad de realizar una cirugía.
  • Radiografía: Se realiza una radiografía, aplicando un medio de contraste intravenoso, a fin de observar más en detalle, el estado de avance del cáncer.
  • Tomografía:  Las tomografías, son más esclarecedoras que las radiografías, por lo que también, se aplicará una al paciente.
  • Resonancia magnética: Se realizará para tener una visión transversal del cerebro y la médula espinal. Esta acción, se lleva a cabo, cuando el médico sospecha de la existencia de un cáncer testicular ramificado hacia otras zonas del cuerpo. Generalmente, cuando esto ocurre, se disemina hacia el cerebro y la médula.
  • Muestra de sangre: Este examen dará una idea al médico, acerca de si hay presencia de cáncer en otras regiones del cuerpo, debido a la presencia de mayor cantidad de glóbulos blancos.
  • Entrevista al paciente, a fin de conocer los síntomas del paciente y algunos datos personales, que puedan resultar relevantes.
  • Examen físico, que consta de revisión y análisis del área afectada. Esto, con el objetivo de observar, alguna anormalidad. Para ello, tocará los testículos, el estómago y los ganglios del paciente.

Tratamiento del cáncer

Dentro del tratamiento, en la búsqueda de sanar esta enfermedad, se encuentran, los siguientes pasos:

1. Extirpar el tumor o el área afectada.

2. Aplicar radioterapia.

3. Aplicar quimioterapia.

Cáncer de testículo y reproducción

Si una persona se encuentra con este tipo de cáncer, siempre se le aconseja, dejar muestras de sus espermios, en lo que se denomina: un banco de semen; de esta forma, puede tener hijos, cuando lo desee; ya que el gran problema del tratamiento de esta enfermedad, es que causa esterilidad en quienes lo reciben.