Ciclo menstrual o ciclo ovarico

De que trata y cómo ocurre uno de los cambios más significativos en la pubertad femenina. Además, infórmate sobre las diferentes etapas y cambios en este proceso.


Dentro de los cambios más significativos que pueden sufrir las mujeres durante su pubertad y adolescencia es la aparición del ciclo menstrual. La llegada del primer sangrado menstrual es conocido como menarquía, y ocurre al inicio de la pubertad, aproximadamente a los 10 años de edad o inclusive antes, hasta aproximadamente los 50 años de edad, momento en que este cesa, marcando el término de la vida reproductiva de la mujer. Cuando esto ocurre se dice que las mujeres han alcanzado su menopausia.

Hormonas sexuales y ciclo menstrual

En promedio, la periodicidad del ciclo menstrual en una mujer es de 28 días, existiendo algunas que, sin padecer enfermedades o anomalías, sino que simplemente por condición genética pueden tener duraciones menores (hasta los 20 días) o mayores (hasta los 35 días). Dada esta duración de casi un mes, es que por lo general las mujeres padecen los efectos del ciclo menstrual una vez al mes, existiendo algunas mujeres que pueden ver prolongado este periodo, teniendo ciclos menstruales de diversas duraciones, haciendo muy difícil la predicción del inicio y/o término de un nuevo ciclo. Se dice que estas mujeres poseen ciclos menstruales irregulares, los cuales pueden ser regularizados mediante tratamientos hormonales suministrados por especialistas (ginecólogos o endocrinólogos).

Para los efectos de entendimiento, y de acuerdo al promedio de la población femenina mundial, consideraremos que la duración del ciclo menstrual de una mujer en las explicaciones que siguen a continuación, será de 28 días.

  • El ciclo menstrual comienza con el desprendimiento (caída) del tejido que recubre las paredes del útero y oviductos, denominado endometrio. Este tejido altamente irrigado (rico en sangre) produce sangrado vaginal (al comienzo un flujo sanguíneo similar al de un corte y luego pintitas de sangre) que puede durar de 3 a 5 días en promedio. A nivel hormonal, la FSH provoca que los folículos, en cuyo interior se encuentra un ovocito, aumenten de tamaño y estos a su vez formen la hormona estrógenos, restaurando el endometrio recién desprendido. El día donde ocurre el primer sangrado vaginal es el día 1 del ciclo menstrual, y la caída del endometrio es conocida como menstruación.
  • El sangrado vaginal tiende a desaparecer completamente hacia el quinto o sexto día de haberse iniciado. Desde el primer día de sangrado, se cuentan 13 días que marcan la fecha tentativa de liberación de un ovocito desde un folículo. El periodo comprendido entre el día 1 al 13 del ciclo es denominado como preovulatorio.
  • Aproximadamente el día 14 del ciclo menstrual es donde ocurre liberación del ovocito desde el folículo, proceso conocido como ovulación, gracias al aumento de la concentración de la hormona LH por sobre la concentración de FSH. Como la ovulación puede retrasarse o adelantarse de 2 a 4 días, se toma un intervalo comprendido entre los días 10 a 18 del ciclo, estableciendo una semana fértil, con alta probabilidad de producir un embarazo en caso de ocurrir una relación sexual.
  • El periodo de tiempo comprendido desde el día 15 hasta el 28 es conocido como postovulatorio; el folículo que ha liberado el ovocito se transforma en cuerpo lúteo, el cual comienza a liberar la hormona progesterona. Esto permitirá que el endometrio que se está formando gracias a los altos niveles de estrógeno pueda servir como “nido” a un eventual ovocito fecundado producto de una relación sexual.
  • En el caso de que no se produzca la fecundación del ovocito, el cuerpo lúteo es reabsorbido por el organismo de la mujer, cayendo los niveles de progesterona, y provocando con esto la caída del endometrio hacia el día 28, reiniciando el ciclo completo nuevamente.

Mitos y verdades del ciclo menstrual

  • Durante hay sangrado (menstruación), las mujeres no pueden realizar ejercicio físico ni ducharse. Éste es un mito que surge de la idea de que la menstruación es una enfermedad. Los cambios de temperatura producto de ducharse o golpes producto de algún ejercicio físico intenso podrían provocar aumento del dolor relacionado a la región uterina, que presenta alta inflamación durante la menstruación. Si bien podría aumentar las molestias, no se relaciona a un impedimento en las actividades cotidianas de las mujeres.
  • Durante la menstruación las mujeres no quedan embarazadas. Si bien la probabilidad es muy baja, se ha comprobado científicamente que hay mujeres que liberan ovocitos desde los folículos en sus ovarios “a destiempo”, pudiendo provocar una fecundación y catalogando esta creencia como un mito. A esto se le debe sumar la baja probabilidad de que este ovocito fecundado logre anidar en un endometrio que recién está en formación. Si bien las condiciones no son para nada óptimas para producir un embarazo, podría ocurrir en un nivel estadístico muy bajo.
  • La menstruación es una enfermedad. La menstruación no es una enfermedad, ya que constituye un proceso normal en las mujeres que marca la posibilidad de estas para quedar embarazadas. El dolor, bochornos, aumento de la irritabilidad y mayor deseo de dormir, podrían hacer ver a este cuadro como una enfermedad, pero estos no son más que síntomas paralelos a los efectos hormonales que tienen lugar durante la menstruación. Actualmente existen una serie de medicamentos paliativos de los malestares de la menstruación que pueden ser tomados sin prescripción médica pero de manera responsable.