Isabel II de España

Isabel II, La hija de Fernando VII, durante su reinado en el siglo XIX estuvo alejada del gran debate político, pero se produjeron importantes cambios a favor del liberalismo.


El 10 de octubre de 1830 nació en Madrid la mayor de las hijas de Fernando VII y de María Cristina de Borbón. Su llegada al trono se debió a que su padre derogó la Ley Sálica, según la cual las mujeres no podían heredar el trono. Esto llevó a las llamadas guerras Carlistas, en que el heredero al trono por línea exclusiva masculina, Carlos María Isidro de Borbón, intentó obtener la Corona española.

Regencias

Isabel tenía solo tres años de edad cuando su padre muere, por lo tanto se nombra como regente hasta que llegue a la mayoría de edad, a su madre María Cristina.

Durante la regencia Maria Cristina tuvo que apoyarse en los liberales para enfrentar a Carlos, produciéndose en 1836 el triunfo del liberalismo. Se suprimieron las órdenes religiosas y se nacionalizaron sus bienes. La burguesía aseguró su posición política al establecerse el sufragio censatario, es decir en base a las propiedades.

La educación de Isabel estuvo lejos de ser la necesaria para el tan alto cargo que le esperaba a los pocos años. Tampoco fue su madre muy afectiva con ella. Para los sectores políticos de la época, desde los más conservadores a los más liberales, les parecía que lo más conveniente para ellos era una reina ignorante, y no una rival en las decisiones políticas. La religión y el estudio del piano eran lo más relevante de su educación. Uno de sus preceptores o maestros fue Salustiano Olózaga, quien habría sido también el primer amante de la futura reina.

Sin embargo, precisamente su falta de educación, y comportamiento espontáneo, agradaba a muchos en la Corte. Los visitantes son lapidarios para describirla: sin modales en la mesa, apenas podía escribir y era ignorante en todo tema de actualidad.

Su madre, la viuda del rey, tuvo numerosos amantes, incluso embarazos que la desprestigiaron ante la nación. Por otra parte surgieron rivalidades con los liberales, lo cual motivó una sublevación que obligó a Maria Cristina a exiliarse en Francia. Se nombró entonces como regente al general Baldomero Espartero. Pocos años después, cuando Isabel tiene trece años, se le destituye de la regencia, pero a su vez se adelanta la mayoría de edad de Isabel, quedando ella como reina de España.

Reina de España

Luego de asumir el trono hubo que concertar su matrimonio. Las negociaciones entre Estados fueron muchas, pero finalmente se optó por su primo Francisco de Asis de Borbón, un joven tan ignorante como la reina, y además falto de carácter. Así el 10 de octubre de 1846, contrae matrimonio, en una boda doble, pues su hermana Luisa se casa con el hijo menor de Luis Felipe I de Francia. El matrimonio de la reina no podía ser exitoso, él era homosexual y ella optó por tener una serie de amantes en relaciones paralelas.

Isabel tuvo 11 partos. Respecto de sus hijos Isabel los tuvo a todos oficialmente con su esposo Francisco, pero el padre biológico de la infanta Isabel fue el capitán José María Arana, mientras que el padre del futuro rey Alfonso XII fue el ingeniero Enrique Puig. No hay claridad respecto a paternidad de los otros.

Al asumir efectivamente como reina Isabel II, los liberales perdieron espacio, pues el rey consorte Francisco organizó una camarilla conservadora. En 1851 se firma un acuerdo con la Santa Sede que detuvo la venta de los bienes de la Iglesia. En 1855 se comienzan a explotar los ferrocarriles españoles. Poco después se establece una nueva Constitución. En 1859 el general Prim logra ganar prestigio al vencer a los marroquíes. En 1865 España se enfrenta a Chile y Perú en el Océano Pacífico. La derrota española los obligó a renunciar definitivamente a sus riquezas en América, excepto las de Cuba y Puerto Rico.

Exilio

El 28 de septiembre de 1868 los generales Prim, Serrano y el almirante Topete se sublevan contra la reina. Vencida Isabel II debió huir al exilio a Paris. En 1870 entrega los derechos reales a su hijo Alfonso XII, el cual organiza una contraofensiva en España que le permitirá asumir como rey en 1874. Su  madre solo volverá a España esporádicamente.

El 16 de abril de 1904 muere en París la reina Isabel II de España. Tenía 73 años.