VALORA :

Imperio Romano

En este trabajo encontrarás: Ubicación geográfica de Roma. Los 3 periodos de la historia Romana. Monarquía de Roma. República de Roma. Organización Social de Roma. Organización Política de la Republica de Roma. Conflictos Sociales en la Republica. Crisis de la República Romana.

Introducción.

En este importante trabajo, sobre el imperio Romano, tendrás la oportunidad de conocer uno de los importantes imperio a nivel de la historia universal, en este imperio ocurrieron muchas cosas tanto políticas como sociales.

Para enterarte de todos los sucesos e importancia del imperio Romano, para ello te mostraremos los 3 periodos de este imperio. Otro punto importante son los periodos de la monarquía y la república, que fueron vitales en el desarrollo de la civilización romana. Dentro de la república ocurrieron cosas muy significativas para el desarrollo del imperio, como por ejemplo la crisis de la república, debido significativamente a los conflictos sociales. También comprenderás las instituciones políticas del imperio.

Caso aparte pero importante es la ubicación geográfica de Roma, en ese entonces, puesto que abarcaba un gran sector de Europa.

Te invitamos a que veas y leas este trabajo sobre el imperio Romano.

Ubicación Geográfica de Roma.

Actualmente Roma se sitúa en el continente Europeo en la que se llama Península Itálica, y es la capital del país de Italia.

En el Imperio Romano en la máxima extensión de este, sus limites fueron:

Norte hasta el río Rhin y Danubio incluyendo Inglaterra.
Por el Sur hasta Asia menor, el norte de África y las regiones ribereñas al mar mediterráneo.
También se puede apreciar los limites que alcanzó este importante imperio de la historia del hombre, en la siguiente imagen:


Los Tres Periodos de la Historia Romana.

La historia de Roma abarca 1200 años y se dividió en tres periodos importantes:

o El primero fue la Monarquía, entre los años 753 a 509 A.C.

o El segundo fue la Republica, entre los años 509 a 29 A.C.

o El tercero y último periodo de la historia de Roma fue el Imperio que duro entre los años 29 A.C. a 476 D.C. en este ultimo su imperio se dividió en Occidente y Oriente.


Monarquía de Roma.


Antes de la etapa republicana e imperial, Roma fue una monarquía gobernada por reyes. Todos los reyes, excepto Rómulo por haber sido el fundador de la ciudad, fueron elegidos por las gentes de Roma para gobernar de forma vitalicia, y ninguno de ellos usó la fuerza militar para acceder al trono. Aunque no hay referencias sobre la línea hereditaria de los primeros cuatro reyes, a partir del quinto rey, Tarquinio Prisco, la línea de sucesión fluía a través de las mujeres de la realeza. El rey era elegido por sus virtudes y no por su descendencia.

Sólo el rey poseía el derecho de auspicium, la capacidad para interpretar los designios de los dioses en nombre de Roma como el jefe de augures, de forma que ningún negocio público podía realizarse sin la voluntad de los dioses, dada a conocer mediante los auspicios. El rey era por tanto reconocido por el pueblo como la cabeza de la religión nacional, el jefe ejecutivo religioso y el mediador ante los dioses, por lo cual era reverenciado con temor religioso. Tenía el poder de controlar el calendario romano, dirigir las ceremonias y designar a los cargos religiosos menores. Fue Rómulo quien instituyó el cuerpo de augures, siendo él mismo reconocido como el más destacado entre todos ellos, de la misma forma que Numa Pompilio instituyó los pontífices, atribuyéndosele la creación del dogma religioso de Roma.

Más allá de su autoridad religiosa, el rey era investido con la autoridad militar y judicial suprema mediante el uso del imperium. El imperium del rey era vitalicio y siempre lo protegía de ser llevado a juicio por sus acciones. Al ser el único dueño del imperium de Roma en esta época, el rey poseía autoridad militar indiscutible como comandante en jefe de todas las legiones romanas. De la misma forma, las leyes que salvaguardaban a los ciudadanos de los abusos cometidos por los magistrados con imperium aún no existían durante la etapa monárquica.

El imperium del rey le otorgaba tanto poderes militares como la capacidad de emitir juicios legales en todos los casos, al ser el jefe judicial de Roma. Aunque podía designar pontífices para que actuasen como jueces menores en algunos casos, sólo él tenía la autoridad suprema en todos los casos expuestos ante él, tanto civiles como criminales, tanto en tiempo de guerra como de paz. Un consejo asistía al rey durante todos los juicios, aunque sin poder efectivo para controlar las decisiones del monarca. Mientras algunos autores sostenían que no había apelación posible a las decisiones del rey, otros opinaban que cualquier propuesta de apelación podía ser llevada ante el rey por un patricio, mediante la reunión de la Asamblea de la Curia.

Otro de los poderes del rey era la capacidad para designar o nombrar cargos u oficios, entre ellos el de tribunus celerum que ejercía tanto de tribuno de los Ramnes (romanos), como de comandante de la guardia personal del rey, un cargo equiparable al de prefecto del pretorio existente durante el Imperio romano. Este cargo era el segundo al mando tras el propio monarca, y poseía la potestad de convocar la Asamblea de la Curia y dictar leyes sobre ella. El tribunus celerum debía abandonar su mandato a la muerte del monarca.

Otro cargo designado por el rey era el prefecto urbano, que actuaba como el guardián de la ciudad. Cuando el rey se hallaba ausente de Roma, este cargo recibía todos los poderes y capacidades del rey, hasta el punto de acaparar el imperium mientras se hallase dentro de la ciudad. Otro privilegio exclusivo del rey era el de designar a los patricios para que actuasen como senadores en el Senado.

Bajo el gobierno de los reyes, el Senado y la Asamblea de la Curia tenían en verdad poco poder y autoridad. No eran instituciones independientes, en el sentido de que sólo podían reunirse, y de forma conjunta, por orden del rey, y sólo podían discutir los asuntos de estado que el rey había expuesto previamente. Mientras que la Asamblea curiada tenía al menos el poder de aprobar leyes cuando el rey así lo concedía, el Senado era tan sólo un consejo de honor del rey. Podía aconsejar al rey sobre sus actos, pero no imponerle sus opiniones. La única ocasión en que el rey debía contar expresamente con la aprobación del Senado era en caso de declarar la guerra a una nación extranjera.
Las insignias y honores de los reyes de Roma consistían en 12 lictores portando las fasces que contenían hachas, el derecho a sentarse sobre la silla curul, la púrpura Toga Picta, calzado rojo, y diadema plateada sobre la cabeza. De todos estos distintivos, el más destacado era la toga púrpura.


La República de Roma.

El inicio de la república romana se sitúa en el año 509 a.C., cuando la monarquía de origen etrusco que gobernaba Roma fue derrocada. El paso a la república constituyó el triunfo de una revolución social encabezada por la nobleza romana, los patricios. Este grupo, conformado por hombres ricos, dio forma a un sistema que le permitía controlar el poder político, a través de tres instituciones: las Asambleas o comisión, el senado y las magistraturas.

Las Asambleas estaban integradas por ciudadanos romanos y tenían un carácter consultivo; sus miembros eran todos varones, provenientes de las curias o divisiones administrativas que agrupaban a las familias romanas.

El Senado funcionaba desde el período monárquico y estaba integrado por los principales jefes de los linajes patricios. Era el órgano que dirigía la política romana, ratificando las decisiones de las asambleas, controlando la actuación de los magistrados y aprobando las leyes propuestas por ellos antes de entrar en vigor.

Los patricios sustituyeron el sistema monárquico vitalicio por un gobierno de magistrados elegidos por las asambleas. Estaban sometidos a la ley como e resto de los ciudadanos a que obedecieran las leyes, y el imperium, por el que podían mandar las tropas e imponer tributos. Las magistraturas eran ocupadas al menos por dos magistrados a la vez, característica llamada colegialidad, y que buscaba evitar los abusos de poder, pues los colegas tenían derecho a veto entre ellos. Los magistrados duraban en el cargo generalmente un año.


Organización Social de Roma.

La primera estructura social y política de los latinos fue la familia: el padre (páter familias), la esposa (unida al padre de familia por el rito sagrado de la torta), los hijos, las esposas de los hijos, los hijos de los hijos, y las hijas no casadas. De la agrupación de algunas familias del mismo tronco, surgieron las gens, y de un conjunto de familias surgieron las tribus.

La familia está formada por los más próximos (agnados), pero a medida que la familia se extiende se forma la gens o raza de un tronco común, integrada por la familia propiamente dicha (adnati) y por los gentiles, todos aquellos procedentes del mismo antepasado.

¿Como se produce la unión de los diversos grupos, sea de gens o de tribus? Cada grupo tiene un punto común de encuentro, generalmente para el culto religioso (aunque no exclusivamente para tal fin), punto que constituye el embrión de las cívitas (ciudades).

La fundación de Roma se atribuye a tres tribus: los Ramnes, los Ticios y los Lúceres. Estos tres grupos fundaron la llamada Roma Quadrata en el Monte Palatino. Otra ciudad fundada por otro u otros grupos en el Quirinal, se unió a la Roma Quadrata, surgiendo así la civitas (‘ciudad’) llamada Roma.

A los primeros ciudadanos romanos se les llama patricios (o patres), porque o bien son padres de familia (páter familias) o bien son hijos de padres de familia vinculados a la obediencia paterna (los hijos varones no alcanzaban la condición de padre de familia hasta que el padre moría y se independizaban, pero se daba por descontado que alcanzarían esta condición).

Los hijos de los patricios, al cumplir 17 años (más tarde la edad fue rebajándose hasta los 14 años) adquirían la condición de ciudadanos plenos (con tal motivo celebraban una festividad en que dejaban de vestir la toga praetexta propia de los muchachos y se colocaban la toga virilis, propia de los hombres), pero continuaban sujetos a la potestad del padre hasta que este moría.

A los patricios corresponde el derecho pleno de ciudadanía: forman el pueblo y son de entre los habitantes los de clase social más elevada. Sus derechos eran: el sufragio, el desempeño de los cargos públicos políticos o religiosos, el derecho a asignación de tierras públicas, los derechos civiles propios de las gens (tutela, sucesión, potestad, etc.), el derecho de contraer matrimonio con otros miembros de las gens, el derecho de patronato, el derecho de contratación (el único que se extendía también a los no patricios libres) y el derecho a hacer testamento (el conjunto de estos derechos constituía el ius qüiritium o ius cívitatis). Como deberes citaremos: el servicio militar, y el deber de contribuir con ciertos impuestos al sostenimiento del Estado.


Organización Política de la Republica

La actividad política en Italia presenta diferentes etapas. En la medida en que los grupos luchaban por obtener una hegemonía, se fue configurando un sistema sociopolítico representativo que pretendía equilibrar el principio de autoridad. Así, después de guerras y dificultades, a mediados del siglo VIII a. de C. Se empezó a desarrollar el siguiente esquema político:
1.- Asamblea (comicios): Reuniones públicas de los grupos dominantes o patricios romanos, posteriormente en ellas se representó al resto de los ciudadanos. Sus principales funciones eran elegir magistrados y tomar decisiones de tipo judicial. Las asambleas llegaron a tener representantes populares tribunos.

2.- El Senado (senex): Era un consejo de ancianos, el cuerpo de consulta constituido por descendientes de la aristocracia. Supervisaba los servicios religiosos, administraba los recursos financieros, inspeccionaba a los magistrados; negociaba los asuntos exteriores; nombraba altos jefes militares y enviaba funcionarios a las colonias.

3.- Los magistrados: constituían un grupo de funcionarios al que pertenecieron los reyes; no solían cobrar por sus puestos y tenían una duración en ellos de uno a cinco años según el nombramiento. Se requería tener una reconocida calidad de ciudadano y tener entre 30 y 45 años de edad.


LA REPRESENTACIÓN POPULAR EN LAS ASAMBLEAS

La participación ciudadana se logró a partir de las inconformidades delos plebeyos a quienes se les negaba cualquier derecho político , además de pagar numerosos impuestos y estar sujetos a ser llevados al servicio militar de forma arbitraria. Los plebeyos nombraron entonces a unos representantes (tribunos) para tratar con las autoridades mas al no ser escuchados, se retiraron al Monte Sagrado pretendiendo fundar una nueva ciudad negando todo servicio a Roma.

Los patricios tuvieron que ceder y así incluyeron en la asamblea la representación popular (tribunos). Desde siglos se había carecido de leyes que normaran la vida política y social romana, así que se nombró a 10 hombres a los que se les conoce como decenviros para redactar y actualizar la legislación. Ellos elaboraron la Ley de las doce tablas en cuyos artículos grabados en bronce se establecen las faltas y castigos, sin embargo se descartan prácticas crueles como la tortura para obtener confesiones.

El tribuno Canuleyo obtuvo que el foro romano aprobara la ley Canuleya mediante la cual se permitía la unión conyugal entre patricios y plebeyos.

REFORMAS DE LOS GRACOS

Tiberio Graco pudo conocer, en su calidad de cuestor el descenso en la producción agraria, sobre todo en las provincias donde los campesinos habían perdido el ánimo por trabajar para un grupo privilegiado.

En 133 a. de C. Es electo tribuno y establece una ley que limitaba el número de propiedades. Quienes tuviesen mas de 300 hectáreas tendrían que repartirlas entre los ciudadanos pobres. Los latifundistas trataron de evitar la aplicación de tal ley y al fracasar asesinaron al tribuno y a sus seguidores.

Después de diez años de anarquía, Cayo, hermano menor de Tiberio, es nombrado tribuno y decreta la Ley de los cereales con la cual los ciudadanos pobres recibirían a precio bajo los productos agrícolas indispensables, mas tarde quiso reestablecer la ley propuesta por Tiberio. Mas al intentar restar poder al senado fue perseguido hasta el monte Aventino donde decidió morir por su propia voluntad antes de caer en manos de los enemigos. Después de muertos se les hicieron honores a los Gracos, pero la corrupción y el desequilibrio social subsistieron.

EL DERECHO ROMANO COMO ANTECEDENTE DE LAS ACTUALES LEGISLATURAS

Los juristas romanos distinguieron dos tipos de relaciones, la que se tenía entre el estado y los ciudadanos (Derecho público) y las practicadas entre los ciudadanos entre sí (Derecho privado). Aquí destacan las reglamentaciones con respecto a contratos, así como leyes orientadas a calificar delitos y normar las relaciones familiares.
Los procesos judiciales en Roma se efectuaban públicamente en el foro; las acusaciones se exponían ante un presidente y jurados. Para la aplicación de justicia se responsabilizó primero al rey, después a los cónsules y posteriormente a los pretores.

El Derecho Penal cubría una amplia lista de violaciones a la ley : alta traición, malversación, inmoralidad, perjurio, falsificación entre otros. Tenían que probarse los cargos con plena claridad ante el acusado y sus defensores; solo así la sentencia podía ser condenatoria y el acusado era condenado o absuelto mediante los votos emitidos por los jurados. Los castigos eran desde la multa hasta la pena capital en cuyo caso, se recurría a la decapitación ahorcamiento, precipitación desde una colina, o crucifixión para los esclavos criminales o para hombres libres que no fueren ciudadanos romanos.

En los procesos civiles, la parte acusadora y el o los acusados exponían argumentos , se verificaban las pruebas de las partes y se aplicaba la sentencia que en caso del derecho penal, era irrevocable.

El Derecho de gente o internacional se originó por la conformación de un imperio dentro del cual había diversos pueblos así como la necesidad de entablar relaciones con otras potencias. Los legisladores se dedicaron a estudiar las costumbres y códigos de los grupos humanos foráneos que se fueron incorporando al imperio por medio de la expansión romana, lo cual era requisito indispensable en la elaboración de leyes aplicables a conflictos judiciales en la que alguna de las partes en pugna o ambas eran extranjeros avecindados, colonos o habitantes de alguna región incorporada. Este alto concepto de la ley se aplicó, incluso para determinar la condición socio-política de los vencidos y, en su caso condenarlos ala esclavitud o concederles otra situación social.

EL DERECHO ROMANO COMO APORTACIÓN CULTURAL

El derecho romano, tomado como base para las legislaciones actuales, se considera la aportación mas importante de la cultura romana.
Al establecerse las primeras familias, en todas las culturas de la antigüedad se vivía bajo un patriarcado. El padre poseía, sin que nadie se lo hubiese otorgado, el derecho de la vida y la muerte sobre su familia y esclavos y se adjudicó las acciones de venganza que creyera correctas. La Ley de las doce tablas constituyó un valioso antecedente para establecer los derechos y deberes ciudadanos, en donde pesaban mas los recursos económicos que poseían, que lo aristocrático de su origen. Pero lo mas trascendente, es el principio que se estableció a partir de entonces para determinar lo legal o ilegal de un juicio o sentencia por medio de los distintos tipos de derecho que llegaron a establecer y que, con sus correspondientes variaciones y actualizaciones según la región, país y cultura siguen siendo vigentes dentro de gran parte de la población mundial.

Gran empresa constituyó el derecho romano, no obstante, en su aplicación se adaptaba a las necesidades de los grupos que detentaban el poder a lo largo de la historia de Roma y la corrupción que solían ejercer. Sin embargo también podríamos considerar las acciones y propuestas de los Gracos como antecedente de los derechos laborales, derechos humanos e incluso, a pesar de la esclavitud preponderante en ese tiempo, las garantías individuales.


Crisis de la República.

Durante la república, y en paralelo a los conflictos entre patricios y plebeyos, Roma se lanzó en un proceso de expansión territorial que abarcó la península Itálica y toda la costa del mediterráneo.
El sistema político que, es teoría, garantizaba el equilibrio de poderes, y entre los distintos estamentos sociales, resultó ineficiente para administrar la nueva realidad económica y espacial.
La expansión territorial produjo un aumento considerable de la riqueza, pero su raparlo fue desigual.

La aristocracia romana expandió su propiedad rural, creando extensos latifundios trabajados por esclavos. Los pequeños propietarios agrícolas se arruinaron y los soldados que volvían victoriosos de las conquistas territoriales encontraban a sus familias empobrecidas.

Las masas urbanas sufrían hambre y la tensión subía de intensidad, en la medida en que las instituciones republicanas se mostraban incapaces de solucionar los problemas sociales.


Conclusión

En este trabajo nos quedo como conocimiento la importancia del imperio romano, desde varios puntos de vista los cuales todos fueron vitales para el desarrollo del imperio.
Lo que nos llamo la atención fuel el periodo de la monarquía y la república, claro de la segunda puesta que en ella ocurrieron acontecimientos muy importantes, como por ejemplo: los conflictos sociales que se presentaron en esta que definitivamente abarco una crisis en todos los ámbitos de la república. En la república habían muchas instituciones políticas que también nos parecieron interesante.

Caso a parte, para mencionar los tres periodos del Imperio Romano, que fueron claves para el desarrollo de este. Sin dejar de lado las diferentes clases sociales que habían en el imperio.
Para finalizar nos dejo anonadados lo inmenso en materia geográfica que abarco el imperio Romano, en esa época de la historia.

Etiquetas:

escrito por:

e007

Somos una comunidad de recursos para escolares.

+ MÁS

¡Haz una pregunta a un Profesor!

Tu nombre (requerido)

Tu e-mail (requerido)

Materia

Pregunta al profesor

¿Qué ves?
captcha