Uso de C, S y Z

Te  invitamos a mejorar tu redacción y ortografía, a través del aprendizaje de las reglas de uso de las letras C, S y Z.


Uso de C

La letra C, a menudo se confunde con el sonido S, pero también con el fonema K. En esta ocasión, estudiaremos el primer caso. Si deseas información acerca del segundo uso, te recomendamos buscar en nuestra página: reglas de uso de C, K y Q.

Se usa C cuando:

1. Nos encontramos con el plural de una palabra que termina en Z. Ejemplos: pez – peces y lápiz – lápices.

2. Un verbo termina en: -ciar, -cer, -cir, -ceder, -cender,  -cibir, -cidir y -ducir. Ejemplos: reincidir, proceder, nacer, encender, recibir, conducir y coincidir.

2. Una palabra posee la terminación:

  • -ncia. Ejemplos: provincia, procedencia y vigencia.
  • -ción y que provengan de un término que finalice en TO o DO. Ejemplos: concepto – concepción y directo – dirección.
  • -cia o -cio. Ejemplo: calcio, nuncio y renuncio.
  • -icia, -icie y -icio. Ejemplos: precipicio, especie y caricia.

3. Nos encontramos con diminutivos terminados en -cito, -cita, -cillo, -cilla, -ecillo, -ecilla. Ejemplos: pobrecita y hombrecillo.

 Uso de S

Se escribe con S, cuando:

1. Una palabra posee la terminación:

  • -sión, y proviene de un término finalizado en SO o SOR. Ejemplos: televisor – televisión y profeso – profesión.
  • -seg o -sig. Ejemplos: siguiente y segundo.
  • -isco o -usco. Ejemplos: brusco y risco.

2. Un adjetivo posee la terminación:

  • -oso u -osa. Ejemplos: beneficiosa y cautelosa.
  • -aso, -eso y -uso. Ejemplos: obseso, payaso y obtuso.

3. Nos encontramos frente a un gentilicio, terminado en -ense o -es. Ejemplos: japonés y vascuense.

4. Un sustantivo posee la terminación -eso. Ejemplos: queso, apreso y avieso.

5. Nos encontramos frente a palabras derivadas, cuya terminación sea:

  • -esco o -esca. Ejemplos: arabesco y dantesca.
  • -sible o -sivo. Ejemplos: sensible y comprensivo.

6. Un adjetivo superlativo posee la terminación -ísimo o -ísima. Ejemplos: queridísimo y carísima.

Uso de Z

Se usa Z cuando:

1. Nos encontramos con sustantivos terminados en:

  • anza, -ozo, -azgo y -zón. Ejemplos: enseñanza, hallazgo, caparazón y pozo.
  • -ez o -eza. Ejemplos: cabeza y juez.
  •  -zuela o -zuelo. Ejemplos: mujerzuela y mozuelo.

2. Nos encontramos con adjetivo terminado en -az o en -oz. Ejemplos: precoz, fugaz y mordaz.

3. Una palabra termina en -azo. Ejemplos: abrazo, aguijonazo, abanicazo.

4. Un aumentativo finaliza en –azo o -aza. Ejemplos: hombronazo y mujeraza.

5. Un verbo termina en:

  •  ezco, -ezca, -usca, -uzco o -azca;  siempre que proceda de un verbo que finalice en -CER o -CIR. Ejemplos: nacer – nazca y parecer – parezco.
  •  -izar. Ejemplos: finalizar, penalizar y colonizar.

Ejemplo de uso de letras C, S y Z

Lee el siguiente texto y observa las normas de uso de las letras C, S y Z que se presentan en él.

Los piratas y el tesoro perdido

El sagaz pirata Pata de Palo, recorrió los mares en busca del tesoro perdido durante la Conquista de América. Cuenta la leyenda, que cuando el barco Las Mil Peripecias iba rumbo a España, se hundió, debido a una gran tormenta acaecida mar adentro. El navío transportaba miles de toneladas de oro.

El valiente pirata y su tripulación,  perseguían con ilusión las coordenadas que los llevarían a esas riquezas, hasta que un día, vieron en medio del mar, un extraño fulgor que resplandecía y hacía brillar los rostros de los ya cansados hombres de agua salada. Uno de los más jóvenes, el más tenaz, se internó en las profundidades  y encontró todo aquello con lo que habían soñado.

  • Ilusión: Palabra terminada en -sión.
  • Busca: Verbo terminado en -usca.
  • Sagaz – tenaz: Adjetivo terminado en -az.
  • Riqueza: Sustantivo terminado en -eza.
  • Resplandecía – acaecida: Proviene de un verbo terminado en -cer: resplandecer.