Género Narrativo

Este género tiene sus orígenes en la épica, que es uno de los géneros más importantes en la historia.


La palabra “narrar” significa relatar hechos o acontecimientos, contar lo que sucede (sean situaciones reales o imaginarias) por medio de la palabra escrita en prosa, respondiendo a una lógica temporal y un espacio o ambiente, donde se llevan a cabo ciertas acciones ejecutadas por personajes. En la literatura este “narrar” se refleja en las novelas, las fábulas y los cuentos, como textos principales, siendo la novela el referente máximo de la narrativa. Ésta tiene estrecha relación con la épica (que ya mencionamos es la base del género narrativo), ya que mantienen similitud entre los elementos que las conforman a ambas.

La Épica

Se encuentra escrita en verso, aunque generalmente era un género transmitido oralmente. Tiene como personaje principal a un héroe, quien se enfrenta a diferentes batallas por defender su honor y sus ideales. Por lo general, la narración se realiza en un tiempo que ya ha pasado, haciendo referencia a un mundo descrito en forma amplia y detallado con escrupulosidad; alusión a la mitología.

La Novela

Tiene variedad de personajes, rotulados según su grado de importancia en la historia narrada. Está escrita en prosa y el relato lo efectúa un narrador, quien sitúa al lector en el tiempo y espacio de los acontecimientos. La narración gira en torno a un mundo moderno, es decir, no existen referentes de la mitología clásica, sino que se amplía el espectro temático y va a la par con los tiempos históricos.

Elementos Básicos del Género Narrativo

El género narrativo presenta, en la situación comunicativa que implica, elementos básicos, que son:

  • Autor: es o fue un ser humano real, que está ajeno a la acción y es quién crea la historia y el tipo de narrador que la contará.
  • El Narrador: es una creación del autor, un ente ficticio que está presente a lo largo de la historia.
  • Personajes: son los que ejecutan las acciones dentro de la narración. Existen principales y secundarios, según su relevancia dentro de los acontecimientos, que poseen caracterizaciones físicas, psicológicas y de retrato.
  • La acción: son la serie de sucesos o hechos que se llevan a cabo en la historia narrada y que sustentan al argumento de la misma. Se divide en Presentación, Desarrollo y Desenlace.

La narración cuenta acerca de mundos posibles, que si bien pueden ser sacados de la realidad, en ocasiones son elementos de creación, es decir, configuran mundos ficticios. De esta forma, podemos entender que el autor va creando distintas realidades, según la representación de mundo que quiera expresar y los receptores o los lectores estamos invitados a adentrarnos en esa ficción y asumir un grado de complicidad con el escritor.

Tipificaciones de las Formas Narrativas

Dentro de las formas narrativas hay dos tipificaciones: las formas orales y las escritas, dentro de las cuales se encuentran:

  • Mito: Relato oral, que se remonta a los tiempos primitivos y tiene una significación religiosa o de corte filosófico. Narra los acontecimientos que sucedieron en el inicio de los tiempos y las acciones son realizadas por seres sagrados, divinos o heroicos.
  • Leyenda: Forma de narración que se fue transmitiendo oralmente de generación en generación, en la tradición popular, que incluye elementos de fantasía en los relatos y se relaciona con las creencias de una zona determinada y busca ser aceptada como verosímil.
  • Épica: Se relaciona a la epopeya griega y es un poema extenso transmitido vía oral. Posee un valor nacional histórico refleja el sentimiento de un pueblo. Narra acerca de personajes con características de héroes, que son reconocidos por su entorno o por toda la humanidad.
  • El Cuento Popular: Se asocia a lo popular, con sus derivaciones de “cuento de hadas” o “cuento de maravillas” y se desarrollan en lugares irreales y son atemporales. Los personajes o son buenos o derechamente malos, sin términos medios de ninguna clase: pobre o ricos, nobles o plebeyos. En el cuento el bien siempre triunfa y el mal se castiga.
  • El Romance: Es un poema en versos octosílabos, con rima asonante en los versos pares.
  • La Fábula: Cuento de breve extensión, con un sentido ético – moral, que relata las acciones de personajes, representados por animales, los que poseen cualidades positivas y vicios. Finaliza con una enseñanza o moraleja, que se expresa en versos que riman.
  • La Parábola: Es un tipo de narración breve, similar a la fábula, pero la diferencia está en que las acciones son efectuadas por seres humanos. También conlleva una lección final para el lector, que es asociada a la religión.
  • El Cuento: Es un relato breve, pero que tiene un argumento, en el que se desarrolla la historia ficticia. Posee pocos personajes que giran en torno a un acontecimiento central. No hay variedad de situaciones.
  • La Novela: Es un tipo de narración más extensa y presenta varios hilos argumentativos. Los personajes son cotidianos, comunes y corrientes.