La narración AB OVO

Qué es una narración ‘ab ovo’, sus características y cómo construir este tipo de narración en tres pasos.


A continuación te contaremos qué es una narración ‘ab ovo’, cuáles son sus principales características y cómo hacer tu propio escrito narrativo con estas características en tres sencillos pasos.

¿Qué es una narración ‘ab ovo’?

Para entender qué es una narración ‘ab ovo’, primero debemos estar familiarizados con los conceptos tiempo de la historia y tiempo del relato.

En una narración literaria existe un tiempo cronológico en el cual se desarrollan los hechos, es decir, un pasado, un presente y un futuro. Esto se conoce como tiempo de la historia, mientras el tiempo del relato es la disposición que el autor le da a este tiempo en la narración, pudiendo empezar por el principio, por el medio o el final.

Una narración ‘ab ovo’ (expresión del latín que se traduce “desde el huevo”) es aquella en que el relato de los hechos empieza desde el primero en el tiempo de la narración.

Características de una narración ‘ab ovo’

Para poder reconocer una narración ‘ab ovo’, debes tener presentes las siguientes características principales.

1. Se empieza a narrar desde el primer acontecimiento del tiempo de la historia.

2. Se tiende a respetar el orden cronológico en la narración. Pueden existir flashbacks o raccontos, pero se conserva un tiempo de la narración lineal y hacia adelante.

3. La mayoría de las novelas realistas del siglo XVIII están construidas de esta manera. Ejemplos de esto serían Madame Bovary de Gustave Flaubert, Crimer y Castigo de Fedor Dostoievsky y Robinson Crusoe de Daniel Defoe, entre otras.

¿Cómo hacer una narración ‘ab ovo’?

A continuación te ayudaremos a crear tu propia narración ‘ab ovo’ en tres simples pasos, ya sea para tus proyectos escolares como aquellos que nazcan de tu propia iniciativa:

1. Para hacer un relato literario-narrativo, tienes que plantearte y tener claro cuál va a ser el argumento del texto ¿cuál será el argumento de tu narración? Una vez que has decidido el cuál, tenemos que buscar el por qué y el cómo, así como otros elementos que enriquecerán nuestro argumento. Por ejemplo, si te planteas escribir un cuento sobre el robo de una joya, tendrás que buscar quién era el ladrón, decidiendo, por ejemplo, que era el hijo de un campesino que siempre quiso ser pianista, pero no tenía piano ni quién le enseñara, por lo que decidió robar

2. Luego debes decidir la secuencia de hechos que conformarán el relato, es decir, el tiempo de la historia ¿qué hechos contarás en tu narración? En el caso del ejemplo de cuento anterior será el siguiente: el joven que se entera de la existencia de la joya y se decide a robarla para lo cual idea un plan; el joven se infiltra en el museo que exhibe su botín y logra robarlo exitosamente; la policía busca arduamente al ladrón y él logra despistarlos escondiéndose en una casa deshabitada; en la casa deshabitada conoce a un niño huérfano y decide darle la joya para que pueda tener una buena vida y cumplir sus sueños.

3. Ahora que tengo esbozado mi cuento, empezaré la narración desde el primer hecho en la línea de tiempo, en el tiempo de la narración que construyas. En el caso del cuento del ladrón, se debería empezar por el aviso periodístico que anuncia la exposición de la joya. Durante el desarrollo del relato, puedo mostrar los recuerdos del personaje a manera de raccontos o flashbacks, pero eso no modifica la secuencia narrativa. En la narración las descripciones tanto de personajes, espacios, etc., serán más detallados, les daré relevancia para llegar a un clímax emocionante y a un final que te satisfaga. Recuerda que puedes jugar con las expectativas del lector, llegar a finales inesperados o reflexivos, sólo debes dejar volar tu imaginación. No importa lo que decidas, ya sabes construir una narración ‘ab ovo’.