La Propaganda

A continuación, procederemos a explicarte qué es una propaganda, los rasgos que constituyen sus principales características, dónde puedes encontrar una y cómo construir una propaganda creada por ti mismo en tan solo cinco pasos.


¿Qué es una propaganda?

La propaganda es un tipo de discurso que apela a modificar alguna conducta o forma de pensar de su lector u oyente. Muchas veces apela a la sentimentalidad del receptor. Por lo mismo, es muy persuasivo. Suele ser confundido con la publicidad, por lo que es muy importante que conozcas sus diferencias. La publicidad, a diferencia de la propaganda, busca vender algún producto. La propaganda, por el contrario y como dijimos anteriormente, intenta persuadir y modificar conductas o pensamientos.

¿Cómo es una propaganda?

En la siguiente enumeración descriptiva encontrarás las principales características que están presentes en una propaganda, además de un mapa conceptual que te ayudará a comprender sus rasgos más importantes.

1. La propaganda debe ser muy persuasiva si quiere lograr sus objetivos. Por lo mismo, utiliza argumentos de tipo emocional.

2. No es objetiva. Puede presentar datos de forma muy subjetiva para lograr persuadir a sus lectores.

3. Una propaganda puede buscar modificar el comportamiento de pocos o de muchos. Desde un pequeño grupo a una comunidad completa.

4. De la misma forma como comunica hechos, omite algunos.

5. Existen muchos tipos de propaganda. Por ejemplo, puedes encontrar propaganda religiosa, política, social, cultural, científica, entre otros.

 

¿Dónde puedo encontrar una propaganda?

Propaganda puedes encontrar en todas partes. Tanto en la calle como en la televisión abundan los anuncios y afiches propagandísticos. También los discursos políticos podríamos considerarlos propaganda, ya que intentan persuadir e influir en el pensamiento del público que los escucha. Otro ejemplo de propaganda podría ser un afiche de alguna institución que busque aportes monetarios. Para que este afiche sea efectivo, debería contener argumentos persuasivos, que apelen a la sentimentalidad del lector.

¿Cómo hacer una propaganda?

A continuación aprenderás a construir tu propia propaganda siguiendo estos pasos. Te servirá de guía general a la hora de elaborar una propaganda en cualquier tipo de texto.

1. Primero que todo, debes pensar en el objetivo que tendrá tu propaganda. Para ayudarte a encontrarlo, piensa: ¿qué comportamiento busco modificar en mis lectores u oyentes? ¿Cuál tema me interesaría tratar? Debes tener claro cuál será la finalidad de tu propaganda antes de comenzar a buscar estrategias persuasivas para realizarla.

2. En segundo lugar, y una vez que tengas tu tema escogido, busca información sobre este. De esta forma, manejarás datos que te servirán para convencer a quienes reciban el mensaje.

3. En tercer lugar, decide si realizarás un afiche, un discurso, quizás un comercial. Debes escoger el formato a través del cual comunicarás tu mensaje propagandístico. Para decidir esto, piensa en el público al que va dirigido y pregúntate cuál sería la forma más llamativa de hacer la propaganda.

4. Una vez que tengas el tema, la información sobre él y hayas decidido el formato sobre el cual desees trabajar, piensa en estrategias argumentativas. Es decir, si deseas hacer un afiche entonces piensa en cuáles serán las palabras, frases, oraciones o imágenes que te pueden ayudar en convencer a los lectores. Si quieres promover, por ejemplo, el respeto hacia los animales, podrías buscar imágenes de animales maltratados o exponer cifras que persuadan al lector a actuar de buena forma frente a ellos.

5. La mejor forma de saber si tu propaganda funciona es mostrándosela a otro y preguntando sus impresiones sobre tu trabajo. Si el mensaje es comprendido, entonces has hecho un buen trabajo. Si no, entonces busca otras estrategias para lograr comunicar bien el mensaje.