Uso de la Coma

Saber usar adecuadamente la “coma” es muy importante para dar el sentido que desees a la oración, dando pausas donde ésta lo requiera.


¿Para qué sirve la coma?

La coma, al igual que el punto, posee un rol fundamental en la redacción textual, ya que permite otorgar mayor claridad a tus ideas. Es un signo de puntuación, que tiene como rol fundamental, el de ofrecer una pausa al lector, entre dos ideas que se encuentran interconectadas. La coma se utiliza en diversas situaciones, las que te presentamos a continuación:

Casos en los que debes usar coma

Cuando utilizamos vocativos

Para nombrar a una persona de la que se requiere una respuesta inmediata. Sirve para dar órdenes, por lo que se utiliza el verbo en modo imperativo. A esta apelación directa se le llama vocativo. La coma se ubicará, dependiendo del lugar, en el que se ha puesto el vocativo, como regla general puedes recordar: “si el vocativo está al medio de la frase, éste deberá llevar coma antes y después; si está al inicio, llevará sólo después de la palabra y, si está al final, llevará coma antes.

Observa los siguientes ejemplos:

  • Lorena, tráeme ese libro.
  • Escucha, Alberto, dejemos el juego para mañana.
  • Te quiero mucho, hermano.

O

  • Juan, cierra la puerta.
  • Cierra, Juan, la puerta.
  • Cierra la puerta, Juan.

En ambos casos debes usar coma.

Cuando hemos escrito una oración extensa y queremos agregar otra.

Por ejemplo:

  • No existe una fecha exacta, en el desarrollo de un bebé, que precise el momento en el que aprenderán a caminar, todo parece indicar que patrones individuales, interfieren en este fenómeno.

Cuando omitimos un verbo o un elemento

Al omitir un elemento que se ha nombrado con anterioridad no es necesario repetir el vervo o palabra. Esto se denomina Elisión.

Observa las siguientes frases de ejemplo:

  • El primer lugar ganará una bicicleta; el segundo un bolso, el tercero un libro, y el cuarto, nada.

Si te fijas, no se vuelve a repetir “ganará”, sólo se usa una sola vez.

Antes de un gerundio

Observa las siguientes frases de ejemplo:

  • Se piensa que Tomás se fracturó su pierna, jugando fútbol en el paseo que realizamos al campo la semana pasada.

En frases u oraciones que pretenden aclarar, precisar o explicar algo que se está diciendo

Observa los siguientes ejemplos:

  • Algunos amigos, como Carlos y Gabriel, siempre están cuando los necesito.
  • Siempre, dijo él, hay que decir la verdad.
  • Mi hermana, que es dos años mayor que yo, hoy entró a la universidad.
  • Mi tía, no mi madre, es quien asistió a mi reunión de apoderados.

Para relacionar partes de una oración

Para eso utilizamos ciertas expresiones como:

es decir, sin embargo, en fin, no obstante, por último, en consecuencia, por consiguiente, en cambio, con todo, en tal caso, etc.

Observa los siguientes ejemplos:

  • Estudié mucho y, por consiguiente, me fue muy bien en la prueba.
  • Le regalé un lápiz, sin embargo, no se puso feliz.

Para enumerar

Para elaborar un listado de elementos que se relacionan entre sí. Se coloca una Y o una E, antes de la última palabra que compone la secuencia. Ejemplo:

Observa los siguientes ejemplos:

  • Vinieron a mi cumpleaños Juan, Gabriel, Ana y Laura.
  • Comeré salchichas, longanizas y pollo, en el asado de mañana.

Antes de las conjunciones: más, pero, aunque, sino, aún.

Observa los siguientes ejemplos:

  • Vino, pero no me trajo regalo.
  • Le supliqué, mas no me escuchó.
  • Quiero ir a esa fiesta, pero mis padres no me lo permiten.

Cada vez que elaboramos un hipérbaton

Ejemplo:

  • Al estadio llevaría a sus hijos, el padre. 
  • Al estadio, el padre, llevaría a sus hijos.

En esta situación, la frase: “el padre”, lleva coma cuando se ubica al final de la oración y; entre comas, cuando se encuentra en el medio de la misma. Esto ocurre, debido a que lógicamente, el sujeto del enunciado, debe ir al comienzo de la estructura sintáctica.

Cuando se escribe de forma invertida el nombre y el apellido de una persona

Cómo ocurre en los listados bibliográficos. Ejemplo:

  • Altamirano, Eduardo.

Al elaborar una oración condicional

Ejemplo:

  • Si tienes problemas con las matemáticas, es mejor que estudies una carrera humanista.

Para separar el lugar y la fecha de una carta o documento

Ejemplo:

  • Polonia, 23 de enero de 1983.