Los Gases

Los gases son uno de los estados de la materia y en múltiples aspectos son muchos más sencillos que los sólidos y líquidos. Conoce más de ellos aquí.


Los Gases

Un gas es una sustancia que habitualmente se encuentra en estado gaseoso a temperaturas y presiones normales; un vapor es la forma gaseosa de cualquier sustancia que sea un líquido o sólido a temperatura y presión normales.

La importancia de los gases radica en que nosotros, como seres vivos, estamos inmersos en un océano de aire cuya composición porcentual en volumen es de un 78% de N2, 21% de O2 y un 1% de otros gases, aproximadamente. En condiciones normales atmosféricas, esto es a 25°C de temperatura y 1 atm de presión, se puede observar que el hidrógeno (H2), el oxigeno (O2), el nitrógeno (N2), el flúor (F2) y el cloro (Cl2) existen como moléculas diatómicas, mientras que los elementos del grupo 8A, llamados los gases nobles, helio (He), neón (Ne), argón (Ar), kriptón (Kr), xenón (Xe) y radón (Rn) son gases monoatómicos. Una excepción muy particular, es el ozono (O3), un alótropo del oxigeno (propiedad de un elemento químico para poseer diferentes estructuras en un mismo estado de la materia, en este caso, el estado gaseoso).

Otros gases

En el caso de otros compuestos moleculares su comportamiento es más diverso. Existen algunos que en estas condiciones de temperatura y presión normales se encuentran en estado gaseoso como el monóxido de carbono (CO), el dióxido de carbono (CO2) o el metano (CH4), sin embargo, la mayoría son líquidos o sólidos.

Por otra parte, los compuestos iónicos, no existen como gases en estas condiciones, debido a la intensa fuerza electrostática que une a los cationes y aniones que lo forman. Para vencer esta fuerza de enlace deberíamos aplicar una gran cantidad de energía, que en la práctica significa elevar demasiado la temperatura del sólido y sólo lograríamos llegar a fundir el compuesto llevándolo a un estado liquido, en conclusión, para llevarlo a un estado gaseoso deberíamos seguir calentando a temperaturas aun más extremas.

En otras palabras, los compuestos moleculares que poseen enlaces de tipo covalente hierven a temperaturas más bajas que los compuestos iónicos, esto significa implícitamente, que el estado gaseoso es más fácil de alcanzar para los compuestos con menor fuerza de enlace entre sus átomos. No existe una regla general que nos permita determinar si cierto compuesto es un gas en condiciones atmosféricas normales, pero se puede entender su naturaleza mediante el estudio de la magnitud de las fuerzas de atracción entre las moléculas, denominadas fuerzas intermoleculares. Generalmente, mientras más fuertes son estas atracciones, existe una menor posibilidad de que aquel compuesto exista como un gas en condiciones normales.

Las características físicas más importantes de los gases son:

  • adoptan la forma y ocupan todo el volumen del recipiente en que están contenidos, mezclándose en forma completa y uniforme.
  • son los compuestos más fáciles de comprimir de todos los estados de la materia.
  • poseen densidades mucho menores que los líquidos y sólidos.