Origen químico de la vida

Conoce una de las teorías más aceptadas científicamente hoy respecto al origen de la vida: “El origen químico de la vida” o el origen del “Caldo primitivo”.


En la segunda década del siglo XX (1924), el científico ruso Alexander Oparin y el inglés John Haldane, a través de trabajos independientes en sus respectivos laboratorios, ofrecieron una explicación al posible origen de la vida que poseía mayor respaldo científico versus las planteadas por sus predecesores. Ambos propusieron desde lo teórico que la vida habría surgido desde materia inerte, pero a diferencia de lo propuesto siglos antes bajo las ideas de la abiogénesis y avalado por Needham, este proceso no habría sido espontáneo, sino que habría ocurrido de manera paulatina y progresiva, gracias a una serie de transformaciones químicas que fueron aumentando su complejidad, hasta lograr la aparición de la vida como efecto de las mismas. Si bien ninguno de los dos fue capaz de probar experimentalmente estas suposiciones, en 1953, un alumno de Haldane, el científico estadounidense Stanley Miller junto a la colaboración de su compatriota Harold Urey, realizaron un simple pero innovador montaje experimental en sus laboratorios, logrando simular las condiciones ambientales de la Tierra primitiva y generando bajo estas condiciones algo hasta ese momento sin precedentes: la formación de los pilares para la vida, es decir, la formación de moléculas orgánicas a partir de inorgánicas.

La Tierra primitiva

Las condiciones climáticas y geológicas de la Tierra antes de que surgiese en ella la vida eran diametralmente opuestas a las conocidas por nosotros en la actualidad: la atmósfera poseía una concentración extremadamente baja de oxígeno, gas vital para la sobrevida de los seres vivos de acuerdo a sus modelos actuales; por el contrario la atmósfera poseía altas concentraciones de gases tóxicos como metano y dióxido de carbono, los cuales eran liberados en forma constante desde los múltiples volcanes siempre en actividad. La corteza terrestre estaba sometida a fuertes terremotos y a los influjos de radiación solar y tormentas eléctricas muy fuertes. La presencia de agua era limitante, por lo general en estado gaseoso y las temperaturas eran extremadamente altas (muy por sobre los 200° C). Bajo estas condiciones climáticas, de manera paulatina el agua en estado gaseoso comenzó a fundirse y formar mares, a los cuáles precipitaron moléculas orgánicas formadas gracias a la acción de la radiación y tormentas eléctricas. A medida que estas moléculas se fueron aglomerando, y mediante procesos químicos azarosos y tendientes a la desorganización molecular, se habrían formado los primeros organismos vivos, de muy baja complejidad y estructura, en un proceso gradual de millones de años.

El experimento de Miller-Urey

Miller y Urey, convencidos de a teoría propuesta por Oparin y Haldane respecto a las condiciones climatogeográficas de la Tierra primitiva, recrearon en su laboratorio un experimento que simuló estás condiciones, mediante el cual lograron la formación de lo que ellos llamaron “caldo primitivo”. Este caldo primitivo se logró de la siguiente manera:

  • En un matraz de balón se colocó agua, la cual fue calentada a fuego directo por mechero, hasta que hirvió.
  • El agua en estado gaseoso subió por un tubo de vidrio, hasta entrar en contacto con una serie de gases tales como metano, dióxido de carbono y otros que se pensaba eran abundantes en la atmósfera primitiva. Así, el vapor de agua se mezcló con estos gases.
  • La mezcla de vapores siguió su camino por el tubo hasta un balón de vidrio equipado con electrodos, los cuales proporcionaron fuertes descargas eléctricas por una semana a la mezcla, con el fin de simular tormentas eléctricas.
  • Al cabo de una semana y debido a estas descargas, los gases reaccionaron y formaron moléculas orgánicas similares a las que poseen en la actualidad organismos vivos, tales como la urea y ciertos aminoácidos simples que, en agregación y junto a otras moléculas, formarían organismos vivos

Así, gracias a este experimento se llegó por primera vez a una explicación científica demostrada de modo experimental acerca del origen de la vida en la Tierra. Hoy en día existen detractores a esta teoría, pero en general la combinación de esta, más el aporte de otros trabajos más recientes permite realizar un acercamiento a una de las preguntas que hasta el día de hoy siguen intrigando a los científicos.