El cardón de la puna (Echinopsis atacamensis)

Conoce las características principales del cardón de la puna (Echinopsis atacamensis) en cuanto a su distribución, ecología, usos por el hombre y otras características de importancia biológica.


¿Cuál es su distribución?

El cardón de la puna (Echinopsis atacamensis) es una cactácea endémica de América del Sur, distribuida entre el territorio centro norte de Chile y Argentina, en la región altiplánica andina, siendo más abundante en este último país. Es común en las zonas de Jujuy, Salta, Tucumán, Catamarca, La Rioja y San Juan, mientras que en Chile es posible encontrarla en las regiones de Arica y Parinacota, Atacama y Antofagasta. También está presente en territorio boliviano que colinda con la frontera de estos 2 países.

Generalidades

El cardón de la puna es una cactácea perteneciente a la división Magnoliophyta, familia Cactaceae. Los cardones presentan un tronco principal de tipo columnar, desde el cual se ramifican siempre hacia arriba otras subcolumnas. En total la planta puede alcanzar unos 10 metros de altura. Presenta espinas en vez de hojas (modificación característica de las cactáceas) que pueden llegar a medir hasta los 5 a 14 cm de longitud. Sus troncos son carnosos y perennes, llenos de savia (suculentos), de color verdoso cuando están en estado saludable. Presenta flores de color blanco.

Ecología de la planta

Los cardones de la puna están especialmente adaptados al clima agreste del altiplano andino, donde las precipitaciones escasean durante varios meses del año y donde la altura no permite el sombreamiento producido por otras especies vegetales que forman bosques. De ésta forma, los cardones presentan adaptaciones que les permiten sobrevivir a este clima, tales como la modificación de sus hojas por largas espinas, evitando así la pérdida de agua por evapotranspiración, o la modificación de los tejidos que forman el tronco y ramas de los cardones, en pos del almacenamiento de agua durante los meses secos; todas estas son modificaciones y adaptaciones vegetales típicas de las cactáceas, las cuales les permiten sobrevivir en condiciones climáticas de zonas secas. Crece en suelos rocosos y laderas de peñascos, proliferando también en suelos llanos. Requiere de un cantidad de luz solar constante para sustentar sus procesos vitales. Es una planta que si bien está asociada a regiones andinas, no es resistente a las nevazones, aunque aguante heladas esporádicas que pueden hacer descender la temperatura hasta los -5° C. Puede desarrollarse sin dificultad hasta los 3000 m.s.n.m. Crecen en promedio unos 2 cm al año, por lo que en especies de hasta 10 metros puede estimarse que logran una gran longevidad dado el lento crecimiento que poseen: esta condición les ha valido la calidad de estar protegidas desde el punto de vista de la conservación, existiendo reservas ecológicas (sobre todo en Argentina) que velan por el cuidado de las poblaciones de cardones).

Importancia para el humano

La madera del cardón de la puna es utilizada para construir edificaciones típicas, siendo las más características las que se encuentran en el norte de Argentina, y que representan parte de la cultura de diversos pueblos de ésta zona que han  realizado construcciones típicas a partir de ella. Su madera también puede utilizarse para la construcción de muebles y otras utilidades de carpintería, tales como puertas y forraje de viviendas. Existen una serie de leyendas en torno al uso de los cardones por parte del ejército argentino frente a la invasión realista española durante la época independentista, donde se comenta que el ejército argentino disfrazó los cardones de soldados, para aparentar frente a los invasores que las filas del ejército argentino eran más numerosas.

Tabla resumen

Nombre común Cardón de la puna
 Nombre científico Echinopsis atacamensis
 Distribución Originario de América del Sur, estando presente principalmente en Argentina (centro norte). También está presente en el norte de Chile y la zona fronteriza de estos 2 países con Bolivia.
 Ecología (generalidades) Es una cactácea típica del altiplano chileno argentino, fuertemente adaptada a climas de altura y secos, aunque no resiste heladas prolongadas ni nevazones. Presenta una disposición columnar, creciendo en suelos pedregosos, laderas y llanos.
 Importancia humana Su madera es utilizada para la construcción de edificaciones, carpintería y mueblería.