La Literatura de la civilización azteca

Diversas manifestaciones literarias de la civilización azteca ubicada en la zona conocida como Mesoamérica.


La cultura azteca se caracterizó por su carácter bélico. Mucho se ha discutido sobre la riqueza cultural, puesto que como pueblo dedicado a la guerra, no le dieron mucha atención al cultivo de la cultura, por lo que al conquistar al pueblo Nahuatl tomaron de ellos el desarrollo artístico y filosófico que esta cultura sí había alcanzado. Podríamos comparar este fenómeno de apropiación de una cultura extranjera por parte de un imperio con el caso de Grecia y Roma, puesto que esta última  también absorbió los referentes culturales y dioses de la Antigua Grecia.

Literatura azteca

Los aztecas contaban con un sofisticado sistema de escritura conocida como ideográfica o jeroglífica, la que consistía en la representación de ideas a través de signos

ideograma_figura1

Por ejemplo, el símbolo ” / ” significa luna. Por esta razón, traducir los códices aztecas no fue tarea fácil. No obstante, hoy contamos con un documento fundamental dentro de la Literatura Azteca conocido como Códice Borgia o Codex Borgia. Si bien gran parte de este documento se encuentra hoy en español,  hay una serie de hojas o láminas que no se han logrado traducir, puesto que al tratarse de ideogramas, un sistema de escritura muy diferente al nuestro, es muy difícil producir el traspaso al español sin contar con algún miembro de esta civilización  que los pueda comprender.

Códice Borgia

Este documento cuenta con 76 páginas en las cuales se habla sobre los ritos y dioses fundamentales de esta civilización. Por esta razón, se ha considerado a este documento como un registro sobre la vida espiritual de la civilización azteca, ya que posee los símbolos y rituales que constituyen sus prácticas religiosas. Te invitamos a revisar el contenido más importante de este documento.

Calendario

Las primeras páginas de este texto están dedicadas a la exposición del calendario llamado Tonalpohualli constituido por 260 días, de los cuales se indican aquellos días que según las predicciones de los sacerdotes traerían desgracias o beneficios. Asimismo, este calendario contaba con un horóscopo que, al igual que nuestros signos zodiacales, entregaban información sobre la personalidad y fortuna de quienes nacían en determinados momentos de año.

Dioses

Luego de exponer el calendario, el códice se dedica a exponer cada una de las deidades aztecas explicando a qué se asocia cada una. De este modo, se inicia con los dioses asociados al parto o nacimiento de los individuos del pueblo azteca. Alrededor de la página 29 se reconoce la narración del viaje de quien se supone sería Quetzalcóatl, uno de los dioses más importantes de los aztecas, representado como una serpiente emplumada que en los orígenes del mundo fundó la civilización azteca basada en la dualidad cuerpo, simbolizado por la serpiente, y espíritu, representado por las alas. Además, se presentan otros dioses como los del fuego, del agua, del infierno y las divinidades asociadas al viento y las lluvias, no obstante, gran parte de las páginas que se creen dedicadas a los dioses no han logrado ser interpretadas.

Rituales

Junto con la presentación de los dioses, en el documento se especifica uno de los rasgos más singulares de esta civilización: los sacrificios humanos. Como tal vez sepas, era común para este pueblo guerrero entregar a los dioses sangre de prisioneros provenientes de los pueblos que eran conquistados y sometidos al imperio Azteca. De este modo, en la página  71 se aprecia como el dios del sol llamado Tonatiuh, recibe sangre de un pájaro decapitado. Algunos expertos piensan que esta imagen representa la necesidad de honrar a los dioses a través del derramamiento de sangre. Te invitamos a buscar en la red los ideogramas que componen estos relatos y apreciar los fascinantes ideogramas

Codexborgia_figura2